La Junta de Gobierno Local del Ayuntamiento de Marbella, en su reunión semanal, ha aprobado hoy el primer Plan Municipal de Dinamización del Comercio para “dar un espaldarazo al sector local y contribuir a su recuperación debido a que ha sido uno de los más afectados por la pandemia del Covid-19”, según ha señalado el portavoz municipal y edil del ramo, Félix Romero, quien ha detallado que “para su elaboración hemos realizado un estudio de la situación actual para llevar toda la información a un documento en el que se establecen líneas estratégicas de actuación”.

“Ha sido un proceso de negociación y consenso con las diferentes asociaciones comerciales del municipio porque queríamos que fuera un plan de ciudad para dar respuesta a una serie de objetivos, entre ellos, posicionar a Marbella y San Pedro Alcántara como destinos de turismo comercial; fomentar el consumo de los residentes locales y de la Costa del Sol; desarrollar acciones que conecten las diferentes polaridades comerciales de la ciudad, y potenciar el uso de las tecnologías, los sistemas de calidad y la sostenibilidad del sector”, ha precisado Romero.

El documento se basa en cuatro estrategias que pasan por el espacio urbano, la promoción, la innovación y la profesionalización. “El primero de los ejes incluye medidas para hacer más atractivos los cascos comerciales, como la mejora de la movilidad o las apuestas por la peatonalización y el transporte público, así como los equipamientos de acogida de clientes mediante una red de aparcamientos subterráneos con los que impulsar iniciativas como horas gratuitas, bonos, etc.”, ha apuntado el concejal. La segunda se basa en la promoción, animación y fidelización con acciones previstas como un directorio, un portal del sector o los bonos que se activarán en colaboración con la Cámara de Comercio.

El tercer eje aborda la innovación y competitividad del sector, mediante medidas como el asesoramiento o líneas de subvenciones para acometer planes de renovación de establecimientos o el impulso de zonas de expansión del comercio. También se realizará un estudio para ver las necesidades de los negocios en materia de nuevas tecnologías y se utilizarán redes sociales como Facebook, Instagram o Twitter para la promoción, sin olvidar un plan de apoyo al comercio de proximidad. La cuarta estrategia se basa en la gestión del proceso y profesionalización de la actividad con iniciativas que pasan por ofertar formación, prestar cooperación, fomentar el Consejo Asesor del Comercio o reconocer el trabajo de las asociaciones para que sirvan de vehículo de comunicación entre el Ayuntamiento y los negocios. El documento se publicará en los próximos días en la página web municipal y abarcará como mínimo hasta el año 2022.