El ayuntamiento de Ojén colabora en una iniciativa que pretende facilitar la inserción laboral de mujeres con diversidad funcional

La Fundación Fundatul, en colaboración con la Diputación de Málaga a través del centro de innovación social La Noria, la Obra Social La Caixa y el propio ayuntamiento, trae a Ojén el proyecto “Igualdad, Cualificación y Diversidad en la Sierra”.

Se trata de un conjunto de talleres dirigido especialmente a mujeres y entre ellas a personas con diversidad funcional. Se llevan a cabo lunes y martes en el edificio de Asuntos Sociales de 10:00 a 12:00 horas durante todo el mes de julio y puesto que se desarrollan por sesiones, están abiertos a la incorporación de más mujeres que quieran mejorar sus competencias laborales, tengan o no diversidad funcional.

Este es en definitiva el objetivo principal del proyecto, en el que Ojén ha sido localidad pionera: “entrenar competencias y habilidades personales y profesionales para salir al mercado laboral, empezar con un empleo con apoyo y terminar con una contratación”, explica Lola Alcántara Fernández, trabajadora social organizadora del proyecto.

Hasta ahora se han desarrollado varios talleres con gran éxito de público donde se refuerza la autoestima, las habilidades sociales y comunicativas, la psicomotricidad, las relaciones laborales y las técnicas de búsqueda de empleo. Próximamente se realizarán otros más específicos relacionados con el reciclaje y el medio ambiente, así como con la prevención de la violencia de género.

Este proyecto culmina en un curso de 100 horas de limpieza de inmuebles con prácticas con apoyo, también realizado en Ojén, durante el mes de septiembre.

El proyecto engloba otras localidades del entorno de la sierra, como Monda y Guaro, donde se repetirán dichas actividades siempre con el objetivo de mejorar la empleabilidad de un sector de la sociedad con un doble problema para encontrar trabajo: ser mujer y discapacitada.